Las 40 mayores inmobiliarias facturaron un 28% más en 2021

El negocio inmobiliario experimentó un comportamiento muy positivo en 2021. El volumen de negocios agregado de las cuarenta principales inmobiliarias se situó en 11.570 millones de euros, un 28% más que en 2020. Las perspectivas para 2022 apuntan a un empeoramiento de la actividad y de la rentabilidad sectorial.

La facturación agregada de las cuarenta principales sociedades inmobiliarias alcanzó los 11.570 millones de euros en 2021, cifra que se situó un 27,6% por encima de la contabilizada en 2020. Así, una vez superado el impacto negativo de la pandemia de la COVID-19, el sector inmobiliario recuperó la tendencia alcista. El pasado año el mercado experimentó un fuerte repunte de la inversión en un contexto de alta liquidez y bajos tipos de interés.

Respecto al valor de la producción del sector de la construcción en el segmento de viviendas, superó en el año 2021 los 66.000 millones de euros, según el Observatorio Sectorial DBK de INFORMA. La finalización de trabajos iniciados antes de la pandemia propició un aumento del número de viviendas terminadas (+8,2%). Mientras, las viviendas iniciadas aumentaron un 28,5%. Por el lado de la demanda, los bajos tipos de interés y la alta liquidez impulsaron las operaciones de compraventa en un 38%.

A pesar de que en la primera mitad de 2022 el sector mantuvo un buen ritmo de inversión, las perspectivas apuntan a una significativa ralentización de la actividad inmobiliaria. La causa, deterioro del contexto económico, ascenso de los tipos de interés, crecimiento de los costes de producción y pérdida de poder adquisitivo.

El sector presenta una elevada atomización de la oferta, contando con un alto número de pequeñas empresas. Alrededor del 95% tienen menos de tres empleados. Solo un centenar de compañías cuentan con 50 trabajadores o más en plantilla.

Opciones de franquicias inmobiliarias

En España, son muchas las franquicias dedicadas al sector inmobiliario. Empresas que han tenido que pasar por situaciones muy desfavorables en los últimos años, que se han repuesto a enormes crisis y que aun así siguen siendo líderes en su sector. Estas franquicias son un claro ejemplo de lo que es reinventarse y buscar modelos de negocio adaptados a los nuevos tiempos y condiciones del mercado.

Donpiso

Donpiso es la franquicia de referencia del mercado de intermediación inmobiliaria en España. Es la decana, la que siempre ha marcado el camino a seguir en la prestación de servicios inmobiliarios. Un prescriptor del mercado reconocido por todos.
Hoy, incluso en situaciones de crisis, las oficinas de donpiso son rentables, porque están diseñadas para recibir una gran demanda, con unos costes reducidos y flexibles.

Remax

La franquicia Remax es la primera marca mundial en el sector de la intermediación inmobiliaria y transacciones. Actualmente, REMAX está presente en más de 115 países, con 8.900 oficinas y más de 140.000 Agentes Asociados. Prueba de su liderazgo, REMAX ocupa la primera posición entre las mejores franquicias inmobiliarias y es la franquicia nº9 más importante del mundo, según la prestigiosa encuesta Franchise 500.

Century 21

La franquicia Century 21 es la mayor red de intermediación inmobiliaria del mundo. Con más de 40 años, una sólida experiencia, prestigio internacional y un modelo de negocio probado y contrastado, que funciona en 80 países a través de 7700 agencias y 130.000 asesores. Hoy, es la franquicia inmobiliaria más reconocida en el mundo y tiene la misión de ayudar a los asesores inmobiliarios a ganar la mayor cuota de mercado e incrementar su rentabilidad.

InmoHappy

La franquicia InmoHappy en un concepto de negocio 2.0 en el que se integran líneas de negocio y servicios en los sectores inmobiliario y contratación de obras, buscando el mayor aporte de valor para el cliente y la mayor rentabilidad para ti. Lleva a cabo la intermediación de compra-venta y alquileres de inmuebles en tu zona. Con una metodología sencilla y novedosa. Realiza al mismo tiempo ventas cruzadas. Desde cambios de bañera por ducha, gestiones de contratación de obras y servicios, o una tramitación de licencia de apertura.

Ir arriba